Capellán reivindica que “La Rioja no quede fuera del Corredor Cantábrico-Mediterráneo y siga siendo nodo esencial en este eje clave de comunicaciones”

Publicidad

El presidente del Gobierno de La Rioja, Gonzalo Capellán, ha reivindicado que “Logroño, La Rioja, no quede fuera del Corredor ferroviario Cantábrico-Mediterráneo y siga siendo uno de los polos de conexión, un nodo esencial, en este eje de comunicaciones. Nos estamos jugando el futuro del territorio, el futuro de la economía, el futuro de las empresas, nuestro futuro. Una vez que los ejes básicos ya están definidos y poco se puede modificar, nuestro futuro nos lo estamos jugando en la conexión entre dos polos, Cantábrico y Mediterráneo, claves para el movimiento de mercancías y de personas. La Rioja no puede quedar fuera de ese gran eje comercial”.

Gonzalo Capellán ha clausurado hoy, día 7, el Foro Impulso al Corredor Cantábrico-Mediterráneo, una jornada de trabajo promovida por las organizaciones empresariales de La Rioja, Cantabria, Castilla y León, Aragón y la Comunidad Valenciana, en la que también ha intervenido el presidente del Gobierno de Aragón, Jorge Azcón. A su vez, durante el encuentro han tomado la palabra la consejera de Movilidad y Transformación Digital de la Junta de Castilla y León, María González; la Consejera de infraestructuras, Medio Ambiente y Agua de la Comunidad Valenciana, Salomé Pradas; así como el Consejero de Fomento, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria, Roberto Media.

El objetivo fundamental de esta jornada colaborativa es, ha apuntado, “recordar al Gobierno de España la importancia estratégica de este corredor Cantábrico-Mediterráneo, que presenta unas deficiencias obvias y unos retrasos que deben ser paliados mediante un plan estratégico para que entre 2024 y 2040 se realicen las inversiones necesarias para modernizar las infraestructuras, captando para ese objetivo también fondos europeos”, permitiendo así incorporar a estas comunidades, a sus empresas y a sus plataformas logísticas a la competitividad, a la comercialización y al tránsito entre mercancías y pasajeros.

Gonzalo Capellán ha recordado que en la estrategia originaria de los planes de infraestructuras de transportes (PIT) del Gobierno de España siempre se ha planteado que en esa conexión del corredor Cantábrico-Mediterráneo, a partir de la conexión de Cantabria y la Y vasca, había dos líneas que acababan conectando con Aragón hasta el Mediterráneo: una pasaba por Pamplona (Navarra) y otra por Logroño (La Rioja). “Siempre hasta que, en 2011, y tal y como se ratifica posteriormente en 2013, se prioriza la conexión con Pamplona como red básica y se relega la conexión por Logroño-Castejón a una red global que tiene su horizonte en 2050. Hoy se ha constatado, con el apoyo de todas las comunidades y del tejido empresarial, que La Rioja debe ser parte de ese corredor natural y que, por lo tanto, no podemos seguir sufriendo ese déficit 20 años más. La Rioja tiene que tener un lugar nodal de perfecta conectividad entre el Cantábrico y el Mediterráneo”.

La Rioja, isla dentro de una isla

El jefe del Ejecutivo regional ha recordado que el déficit de infraestructuras de comunicación de nuestra Comunidad en este ámbito “no tiene parangón. Somos una isla dentro de la península. Mientas se agiliza y prioriza este corredor, La Rioja necesita mejorar un déficit que lastra y limita el desarrollo económico, empresarial y la movilidad de los ciudadanos”. En este sentido, ha recordado la propuesta realizada al Ministerio para incrementar las conexiones ferroviarias entre Logroño y Madrid, que sigue sin respuesta tres meses después.

“El diseño definitivo de las comunicaciones determina el desarrollo y competitividad empresarial. Nos estamos jugando el futuro de la economía y de la sociedad de cada uno de nuestros territorios”, ha subrayado. En este sentido, ha abogado por “disponer de ejes ferroviarios que no nos aíslen, que no mermen nuestras posibilidades de competitividad y que faciliten las conexiones adecuadas”. Una demanda compartida desde 2011 con los agentes económicos y sociales de toda la región, renovada en el acto de esta mañana en Riojaforum, y una legítima aspiración riojana que las comunidades autónomas de Aragón, Cantabria, Castilla y León y la Comunidad Valenciana, han respaldado, “visualizando que efectivamente La Rioja forma parte de los intereses estratégicos de los territorios. No solo es un interés de La Rioja, es un interés del conjunto de España y es un interés de que Logroño debe tener un lugar principal y fundamental en todo este corredor, como territorio intermedio en las conexiones”.

 Acuerdo para la incorporación a la red TEN-T Básica finalizada en 2030

Al finalizar el encuentro, se ha firmado la ‘Declaración por la competitividad y desarrollo del Corredor Cantábrico- Mediterráneo 2024’, por parte de los presidentes de las organizaciones empresariales de La Rioja, Cantabria, Castilla y León, Aragón y la Comunidad Valenciana.

Un acuerdo en el que, entre otras cuestiones, se insta al Gobierno de España “a la modernización y el incremento de capacidad de transporte y prestaciones de mercancías y viajeros en la línea ferroviaria Sagunto-Teruel-Zaragoza-Logroño-Pamplona-Bilbao-Santander y para que la articulación de todo el conjunto del Corredor Cantábrico Mediterráneo se incorpore a la red TEN-T Básica con el compromiso de finalización en el año 2030”.

A su vez, la declaración aboga por la elaboración de “un Plan Nacional de Transporte del que derive un Plan de Infraestructura Ferroviaria 2025-2040, con un orden de prioridades y presupuesto y una programación temporal, adecuados y consensuados con todos los agentes en el que debe estar incluido, como un eje prioritario, el Corredor Cantábrico-Mediterráneo, que se sumará a todos los demás corredores con los que se relaciona, que también habrá que considerar”.

 

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.