El renting de vehículos para las empresas

Cada vez son más las personas que se están convirtiendo en trabajadores autónomos y con el auge de las nuevas empresas, no es ninguna sorpresa. Por lo tanto, si trabajas por cuenta propia o tienes una empresa, lo más posible es que requieras de un vehículo.

El renting de vehículos está ganando popularidad entre los consumidores en general, debido a los atractivos costos mensuales y la capacidad de cambiar los coches con frecuencia para mantenerse al día con las nuevas tecnologías y características de seguridad.

Los contratos de alquiler de vehículos desempeñan un papel vital en las empresas. El leasing además de actualizar regularmente las flota, sin el considerable coste inicial que supone la compra directa de vehículos, permite reducir los costos y las implicaciones fiscales.

Beneficios del renting de vehículos

El alquiler de coches es una forma rentable y sin complicaciones de conducir un vehículo nuevo, al tiempo que los beneficios de pagos mensuales fijos, garantías del fabricante y impuestos de circulación son más flexibles.

Una de las ventajas de alquilar un vehículo, ya sea por contrato personal o comercial, es que casi cualquier persona puede hacerlo. Sin embargo, vale la pena recordar, que se debe pasar por la aprobación de crédito externo con compañías financieras afiliadas, para asegurarse de que el beneficiario podrá cancelar los pagos mensuales.

Las empresas registradas a efectos del IVA, sociedades de responsabilidad limitada, autoridades locales o quien pertenezca a un gobierno central, una embajada, una caridad… entre otros. Podrá adquirir renting autonomos, de una manera mas sencilla.

Tipos de arrendamiento

Para calificar por el arrendamiento comercial, se debe pasar por un proceso similar al de uno particular. Proporcionando un estado de cuenta bancario, así como la prueba de dirección e identificación, y una verificación de crédito. Si todo esto se comprueba, entonces no hay razón por la cual no se pueda obtener un contrato de este tipo de renting.

El alquiler por contrato comercial, implica el pago de una cuota mensual fija durante un período de tiempo, apegándose a las restricciones de kilometraje y condiciones pre acordadas. Una vez que ese tiempo se termina, se devuelve el coche sin nada más que pagar.

El arrendamiento financiero, es una gran opción para las empresas. No hay restricciones de distancia recorrida o restricciones de condiciones en este esquema, además funciona de la misma manera que un contrato de alquiler, en el cual se paga una cuota fija por un período de tiempo determinado.

El arrendamiento operativo funciona de la misma manera que el alquiler por contrato. Sin embargo, la única diferencia es que el impuesto de circulación sólo se incluye en el primer año.

¿Debo pagar los mismos impuestos si trabajo por cuenta propia?

Si se consigue un coche a través de un negocio propio, entonces puede que se deba pagar impuesto. Sin embargo, para estar exento y tener un renting flexible, se debe tener en cuenta lo siguiente:

Ser miembro de una sociedad colectiva de responsabilidad limitada o el propietario de un negocio propio… Lo que significa que, si trabaja por su propia cuenta, estará exento del impuesto sobre los vehículos de empresa.

Pero si se convierte en una sociedad de responsabilidad limitada, entonces deberá pagar el impuesto del vehículo de la compañía. Cuando  se alquila un coche a través de un negocio, el acceso a mayores descuentos en la flota es común, lo que significa que es más barato arrendar de esta manera.

También se puede estar exento del impuesto sobre los automóviles de empresa, cuando es un trabajador autónomo, lo que hace que el alquiler financiero sea más atractivo.

¿El renting es la mejor opción?

Arrendar un vehículo es la manera más fácil de conseguir lo que las empresas necesitan sin la molestia de la propiedad, ya que los términos de alquiler son flexibles y pueden durar de uno a cinco años. Al final del contrato de arrendamiento, simplemente se deja el auto y listo, así de fácil.

Algunas compañías ofrecen una amplia gama de opciones de alquiler comercial, con un mantenimiento completo que incluye todos los servicios programados, neumáticos y combustible; e incluso opciones de alquiler de vehículos sin mantenimiento.

El alquiler de coches es la mejor opción, en donde se beneficiara de los últimos modelos, tecnología, características de seguridad y motores de bajo consumo, sin riesgo residual y sin la molestia de tener que deshacerse de su vehículo viejo. Sólo tiene que devolver el coche al final del contrato y sacar uno nuevo.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.