La fibra de carbono está cada vez más presente en los vehículos del día a día, por Volantes Carbono

Publicidad

Con el paso de los años, la fibra de carbono se ha utilizado cada vez más en la fabricación y equipamiento de vehículos. La razón es que este material mejora considerablemente la dinámica y la seguridad en las unidades automotoras. Al mismo tiempo, su versatilidad permite moldearlo de cualquier forma.

Uno de los elementos donde este material está ganando más presencia en los últimos tiempos es en los volantes de coche. Este auge ha impulsado el surgimiento de empresas especializadas como Volantes Carbono. En sus talleres elaboran pedidos para vehículos de las marcas que se comercializan en España.

Ventajas del volante en fibra de carbono

Los expertos de Volantes Carbono señalan que la preferencia de los conductores por estos productos se debe a que el material tiene varias ventajas. La fibra de carbono permite elaborar una pieza más ligera, ya que su densidad es hasta 4.5 veces menor a la del acero. Eso implica mayor maniobrabilidad del coche y más seguridad al conducir.

Su resistencia y dureza le proporciona al volante más durabilidad. De hecho, es hasta 3 veces mayor a la del acero. Resiste mejor la corrosión y es inerte a los agentes químicos y al fuego. Esas propiedades hacen que el volante se conserve como nuevo durante muchos años. Ese aguante también se manifiesta en una mayor resistencia de la presión física del cuerpo, lo que contribuye a la seguridad de los conductores.

Por todo ello, los especialistas de la firma señalan que este material es un polímero convertido en fibra, que ha sido catalogado como el material del siglo XXI.

El modus operandi de Volantes Carbono

Volantes Carbono es una empresa de capital español dedicada a la elaboración de volantes personalizados para coches en los que predomina la fibra de carbono. Su modelo de negocio es en línea, mediante el cual el cliente realiza su pedido en la web a través de una cuenta individual. Posteriormente, recibe el producto en la dirección que indique.

La empresa fabrica cada volante de coche a mano. Un equipo de técnicos altamente cualificados trabaja con la rigurosidad de un artesano utilizando insumos de primera calidad. Los controles no solo los aplican a la fibra de carbono, sino a todos los materiales que usan para los acabados.

Paso a paso se van añadiendo cada una de las especificaciones solicitadas por el cliente. Los miembros de esta empresa señalan que elaboran piezas para vehículos de alta gama como Lamborghini, Ferrari, Jaguar, Maserati, Porsche o Range Rover. Por esa razón, el resultado final debe estar a la altura del resto del equipamiento de estos coches de lujo.

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.