La hidratación de los niños en la vuelta al cole no se debe descuidar

Publicidad

El agua contribuye a mantener las articulaciones, los huesos y dientes sanos, a la vez que permite regular la mayoría de las funciones del cuerpo como el control de temperatura, el transporte de oxígeno a las células, digestión y diuresis. Se trata de un nutriente fundamental para el crecimiento y el desarrollo de un niño.

La hidratación en los niños, por su parte, es primordial para el proceso escolar dado que optimiza el estado de ánimo, mejora la concentración y la memoria a corto plazo de los pequeños, entre otros procesos.

En este sentido, Acquajet ofrece diversos modelos de dispensadores de agua de calidad certificada para las familias.

Hidratación en los niños: su importancia en el rendimiento escolar

La hidratación es importante en cualquier etapa de la vida porque el cuerpo humano posee entre un 65 a 75 % del peso corporal que corresponde a agua, aunque esta cifra puede variar en función del sexo, la edad y el tipo de constitución física. 

En los niños, la ingesta adecuada de agua es un hábito esencial para asegurar la mayoría de las funciones del organismo como mantener una buena circulación sanguínea, regular el control de temperatura, garantizar la absorción de todas las vitaminas y minerales, transportar el oxígeno hacia las células, facilitar la digestión y prevenir el estreñimiento.

Los pequeños pasan una gran parte del día estudiando en la escuela por lo que la hidratación también resulta relevante para conservar el cerebro alerta y listo para el proceso de aprendizaje.

El agua permite activar el rendimiento cerebral para generar una mayor eficiencia en el almacenamiento y recuperación de datos; conservar la eficacia de los impulsos eléctricos y la química entre el cerebro y el sistema nervioso; mejorar la adaptación y el manejo de circunstancias estresantes como rendir exámenes; y optimizar tanto la concentración como la coordinación mental y física.

Además, es importante que los pequeños se hidraten antes, durante y después de realizar alguna actividad física o extracurricular para evitar la hidratación y sus potenciales efectos (problemas de autoestima, cefaleas, fatiga, ansiedad, actividad cerebral baja, desorientación, cambios de humor, somnolencia.)

Beneficios adicionales de instalar un sistema de hidratación permanente

La instalación de los dispensadores de agua que comercializa Acquajet es fundamental tanto en el hogar como en las instituciones educativas, bibliotecas y centros de estudio, dado que se trata de un agua mineral natural equilibrada que está envasada bajo estrictos controles de calidad y que cumple con las legislaciones vigentes.

Este servicio reúne numerosas ventajas adicionales como brindar un acceso fácil y constante del niño al agua potable, promover la estimulación de la autonomía y del hábito responsable, reducir la ingesta de alimentos no saludables como los zumos y bebidas azucaradas; y, en simultáneo, mitigar la propagación de enfermedades gastrointestinales y diarreas que disminuyen la asistencia a clase y afectan el rendimiento escolar.

Con más de 25 años de trayectoria, el servicio de Acquajet es lo suficientemente seguro para garantizar una hidratación saludable y sostenible de los niños.

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.