La Policía Nacional logran reanimar a un bebe que se encontraba inconsciente

La sala 091 recibió una llamada, comunicando que un bebe no podía respirar y se encontraba inconsciente.

Los agentes mediante maniobras de reanimación cardiopulmonar evitan que el menor se ahogue con su propia lengua. 

El bebe fue estabilizado por los servicios sanitarios en una ambulancia medicalizada.

Agentes pertenecientes a la  Brigada de Seguridad Ciudadana de la Jefatura Superior de Policía de la Rioja, consiguieron estabilizar a un bebe de 19 meses de edad, al practicarle maniobras de reanimación cardiopulmonar.

 En plena vía púbica

Los hechos sucedieron en la tarde del pasado jueves. Una llamada a la Sala CIMACC-091 (Centros Inteligentes de Mando de Comunicación y Control 091) alertaba que en plena vía pública, concretamente en la Calle San Antón de Logroño, una mujer se encontraba muy nerviosa y en estado de ansiedad, dado que su hijo de muy corta edad no podía respirar. La madre del bebé manifestó que su hijo había perdido el conocimiento y presentaba serias dificultades para respirar.

Tras recibirse esta llamada, desde la Sala del 091 se alertó a los servicios sanitarios de emergencia y se comisionó a varias patrullas policiales.  A los pocos minutos varias de estas patrullas acuden al lugar,  y observan como el bebe comienza a convulsionar en varias ocasiones, llegando a perder el conocimiento momentáneamente, por lo que los agentes al ver la cantidad de personas que se habían concentrado en plena vía pública, lo trasladan a  un portal de esa misma calle, donde dos de los agentes proceden a realizar las primeras maniobras de reanimación cardiopulmonar, evitando que el menor se ahogue con su propia lengua, realizándole aperturas de boca y desbloqueándole las vías respiratorias, siguiendo el protocolo de primeros auxilios. 

Transcurridos unos minutos el bebé comienza a estar consciente, comenzando a llorar y a respirar lentamente, hasta que se personan los servicios sanitarios, los cuales lo estabilizan dentro de una ambulancia medicalizada, trasladándole seguidamente al servicio de Urgencias del Hospital de San Pedro.

La intervención fue sido llevada a cabo por agentes del Grupo de Atención al Ciudadano (GAC) y de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR).

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.