¿Qué es el cigarrillo electrónico? Principales características

El cigarrillo electrónico está de moda. Cada día miles de personas en España se pasan a este hábito por ocio o como remedio perfecto para combatir el tabaquismo. Especialistas como  la tienda en línea Terpy   ofrecen además la posibilidad de acceder fácilmente a este producto de una manera profesional y segura .Pero a pesar de que probablemente muchos de nosotros conozcamos a alguien que lo usa, ¿ qué es el cigarrillo electrónico?

Principales características

El cigarrillo electrónico, también conocido como vapeador , es un equipo que funciona mediante una batería recargable y que básicamente constituye una versión artificial y segura, ya que no entraña grandes riesgos para la salud, de un cigarrillo tradicional. Estos cigarrillos electrónicos, también conocidos cómo e-cig o e-cigarrillos , fueron inventados a mediados de la década de los primeros 2000 en China como un sustitutivo seguro del tabaco comercial. En los últimos 15 años han aumentado enormemente su popularidad en todo el mundo, siendo en este momento empleados por millones de personas.    En España es cada vez más común encontrarse con personas que disfrutan de este hábito, que ya tiene cientos de miles de usuarios cifra que crece cada día. Según    estadísticas basadas en la opinión de los propios consumidores , estos lo consideran una forma mucho más saludable de fumar, gracias a que evita algunos de los problemas que tradicionalmente se atribuyen al tabaco.

Además los productos vapeantes son muy fáciles de utilizar y se adaptan perfectamente a la necesidad particular del usuario, lo que hace que no sea necesaria una gran experiencia previa antes de su primer uso.

El líquido del e-cigarrillo

El cigarrillo electrónico, cómo explicamos anteriormente, es un aparato con batería que funciona mediante el uso de unas recargas añadidas a un reservorio en donde el líquido que se inhala es contenido. A diferencia de los cigarrillos convencionales los productos vapeantes vaporizan este líquido denominado e- líquido o e-liquid en inglés. Este e-líquido se compra por separado ,    contenido dentro de unos pequeños recipientes , que son las anteriormente nombradas recargas. La gran ventaja para muchos consumidores del cigarrillo electrónico es que el número de recargas diferentes al    que un usuario puede acceder es muy amplio. Existen en el mercado miles de variantes con diferentes sabores, hasta unas 8000, lo que hace que sea muy fácil optar a productos muy variados que se adaptan fácilmente al gusto particular de cada uno .

Qué componentes contiene el e-líquido

La mayor parte del e-líquido está compuesta fundamentalmente por tres productos. Por un lado la nicotina , aunque es posible elegir e-líquidos también sin nicotina, en segundo lugar glicerol y por último aromas qué son los que le dan el olor característico y particular de cada tipo de óleo. Por lo general los óleos que contienen nicotina contienen pequeñas cantidades de esta, ni mucho menos comparables a las que contiene el tabaco tradicional. Está cantidad puede variar de unos 6 miligramos por mililitro a unos 10 o 12 miligramos. El usuario puede encontrar la cantidad de nicotina agregada en el etiquetado del producto, lo que lo hace seguro fiable al consumidor.

Un producto muy económico

Como hemos dicho anteriormente el cigarrillo electrónico cuenta una gran variedad de productos asociados, denominados productos vapeantes. Está amplia gama de variables tiene una gran ventaja para los consumidores y es que existen opciones para todos los bolsillos. Los precios pueden variar pero generalmente están entre los 10 y los 40 € de media. La durabilidad de las recargas, que varían según el uso del consumidor, pero que suelen durar un tiempo razonable, hacen que sea una inversión mucho más económica    que otros hábitos de ocio. La durabilidad de los equipos ,debido a la calidad con la que están fabricados ,hace a su vez que tampoco sea necesaria por lo general un cambio de unidad lo que convierte la inversión inicial en redonda.

Vapear es sencillo

Otra gran ventaja que tiene el cigarrillo electrónico, y a la que también nos referimos anteriormente, es su sencilla y simple forma de uso. No es necesario ningún tipo de experiencia previa para emplearlo, a diferencia de otros hábitos, y cualquier usuario novel puede iniciarse en el vapeo con productos adaptados para su aprendizaje. Es común que cuando el consumidor se inicia use un tipo de equipo y ya cuándo tiene experiencia elija un    equipo diferente . A su vez el acceso a este tipo de productos es sencillo gracias a la profesionalidad que existe en el sector qué se dedica a su comercialización , lo que asegura al usuario calidad y un buen asesoramiento a la hora de elegir el dispositivo más conveniente.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.