¿Se pueden eliminar tatuajes a color? Todo lo que ofrece Ink Láser Alicante

Publicidad

Son muchas las razones por las que las personas deciden eliminar tatuajes. Los motivos principales tienen que ver con un mal trabajo del tatuador, exigencias profesionales vinculadas con la imagen, malos recuerdos asociados al tatuaje o pérdida del gusto por el arte corporal.

Pero eliminar este tipo de arte, que se realiza específicamente con la intención de que se mantenga de forma permanente en la piel, normalmente se consideraba un proceso difícil y costoso. Sin embargo, gracias a las nuevas tecnologías láser, en la actualidad eliminar tatuajes no solo es viable con poco esfuerzo, sino que también es seguro, siempre y cuando se acuda a verdaderos especialistas como Ink Láser.

Lo que permite el láser Picosure

En Ink Láser Alicante disponen de toda la tecnología láser necesaria para borrar los tatuajes, ya que ahora cuentan con la herramienta que permite eliminar los tonos verdes y azules, los más difíciles de quitar.

La empresa, establecida en Alicante, posee el avanzado láser Picosure, de origen americano, que trabaja en picosegundos reales. Este dispositivo trabaja en una longitud de onda de 755 nanómetros, una luz con las condiciones precisas para borrar de la piel los colores considerados como fríos: el verde, el azul y el lila.

Ink láser Alicante está orgulloso de poder ofrecer a los clientes la posibilidad de eliminar los tatuajes por completo, independientemente de que tengan una variedad de colores, ya que además del láser Picosure poseen el láser Ink Hunter Master Pro que borra el color negro y los tonos cálidos como el rojo, el naranja y el amarillo.

¿Por qué hay tonos más fáciles de quitar que otros?

Para lograr eliminar completamente un tatuaje se deben considerar los colores que lo componen, dado que algunos tonos son más difícil de borrar que otros, debido a la forma en la que actúan ante los rayos láser.

La tinta negra es la más sencilla de eliminar debido a que absorbe la luz pulsada por el láser. Pero, cuando se trata de tintas de colores, pueden funcionar de manera diferente, puesto que pueden absorber la luz láser de peor manera o, inclusive, no absorberla, sino reflejarla.

En este sentido, los tonos considerados como cálidos, que incluyen el rojo, el amarillo el naranja y los demás colores que tengan estos matices, suponen una dificultad media. Pero los tonos fríos (el azul, el verde y el lila) han llegado a ser considerados como imposibles de borrar. Sin embargo, gracias al avance tecnológico, ahora es posible borrar tatuajes de cualquier color. 

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.