Tomar fotos del iris HD con un smartphone es posible con la técnica de Clínica Eyecos

Hoy en día, cada vez se hace más popular el uso de lentillas con el fin de modificar el color de ojos de una persona por un tiempo. Sin embargo, existe una técnica que permite cambiar el color de los ojos utilizando fotos del iris como referencia.

La Clínica Eyecos es un centro oftalmológico con más de 10 años de experiencia, siendo un referente en el uso de láser para cambiar el color de los ojos con un método permanente.

Neweyes, la técnica para cambiar el color de los ojos

Neweyes se trata de un método muy avanzado para cambiar el color del iris del paciente, modificando el color de sus ojos de manera eficaz y segura.

Para realizar una consulta previa online, el paciente debe tomarse una foto del iris para determinar con exactitud qué grado de pigmento tiene y poder predecir mejor el resultado que desea (azul, turquesa, gris). El método NewEyes consiste en la aplicación de láser sobre el iris marrón para eliminar la melanina y así descubrir el color genético heredado de la familia, que siempre es claro y varía desde el azul al turquesa o gris.

Es importante destacar que el color exacto no se puede elegir. Para llegar al tono esperado, los oftalmólogos se basan en el grado de pigmentación del paciente, en la comparación de fotografías de otros casos ya realizados y en las características genéticas de los familiares del paciente.

¿Cómo tomar fotos del iris con un smartphone?

Antes de comenzar cualquier tratamiento, los especialistas aconsejan conocer exactamente el grado de color del iris, y así saber la cantidad de fases necesarias para alcanzar el cambio deseado por el paciente. Generalmente, en los grados 4 y 5 (ojos oscuros) se requieren tres fases y un retoque, mientras que los grados 2 y 3 (ojos claros) necesitan solo una fase y un retoque. No obstante, la cantidad y la dureza del pigmento del iris también influye considerablemente en este proceso.

Por ello, antes de someterse a un tratamiento de cambio de color del iris, el especialista solicita una fotografía o vídeo de los ojos para conocer mejor el color y poder predecir también un resultado aproximado de acuerdo al grado obtenido. En ese sentido, es necesario contar con una fotografía o vídeo de la mayor calidad posible.

Para lograr esto, el paciente debe ubicarse frente a un espejo con la cámara del móvil mirando hacia su ojo; de esta manera, gracias al reflejo del espejo, podrá observar cómo quedaría la fotografía o vídeo. A continuación, se tiene que acercar el móvil tanto como pueda hasta su ojo, para tener una mejor visión de los tonos del iris y poder tomar la foto. Siempre hay que activar el flash para lograr una iluminación perfecta, y utilizar un zoom óptico de +3X para ampliar el detalle de la imagen.

Partiendo de una buena selección de fotos del iris, los especialistas de la Clínica Eyecos se encargarán de ofrecer a cada persona su grado de pigmentación y la predicción de resultado más fiable, con el fin cumplir el deseo de cambiar el color de sus ojos.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.